No hay dudas, para la diseñadora italiana Maria Grazia Chiuri, la tendencia primavera verano 2021 viene de la mano de lo oriental, con los kimonos como la prenda estrella de la temporada.

Texturas, tramas, bordados fueron parte de esta asombrosa colección que fue presentada para 200 invitados en un pabellón instalado en el jardín de las Tullerías.
Dior ofreció su propio barbijo a la entrada, en tela blanca y con una pequeña etiqueta de la firma.

La pasarela tuvo de fondo gigantescos vitrales creados con recortes de prensa e ilustraciones laicas, y combinadas con pinturas de Piero della Francesca, Claude Monet o Giotto. Un coro de mujeres acompañó el caminar de las modelos en la pasarela.

Vestidos largos con transparencias, cinturas marcadas, chaquetas, faldas largas con aires folklóricos, y la camisa masculina convertida ahora en túnica o vestido. Por un rato, los 200 invitados se llevaron la ilusión de vivir “una normalidad”…

Fuente: Daniela Fajardo – Foto: Fotonoticias

 

 

 

 

 

 

 

Todavía No Hay Comentarios

Los comentarios están cerrados